saquitos de pasta brick

Ya ha llegado noviembre, un mes en el que la decoración navideña comienza a ocupar una parte importante de las estanterías de las tiendas y supermercados. No solo la decoración invade los establecimientos, sino que la gastronomía típica de estas fechas también está muy presente con el objetivo de despertar la atención de los compradores. Polvorones, turrones, bombones, champán y otros aperitivos ya están en marcha para satisfacer el apetito de los comensales en nuestras mesas navideñas.

Si aún no sabéis con qué deleitar a vuestros invitados en estas fiestas, todavía tenéis tiempo de investigar y hacer pruebas en vuestra cocina con combinaciones exquisitas, tapas curiosas y otras comidas. En el post de hoy, os damos una idea de aperitivo perfecto para navidades: saquitos rellenos. Aunque podéis hacerlos de lo que queráiss, nosotros hemos hecho nuestros saquitos de pasta filo rellenos de gambas y puerros.

¿Os  apetece conocer esta receta? A continuación os contamos cómo hacer saquitos de pasta filo rellenos paso a paso.

Hace ya algunos años que llevamos experimentando con recetas de pasta filo o masa filo combinada con otros ingredientes. Y es cierto que desde que la descubrimos y vimos que era  tan agradecida en la cocina, no hemos parado de utilizarla en diferentes platos.

saquitos de pasta filo

¿Qué es la masa o pasta filo?

La pasta filo es una masa muy fina hecha a base de harina, aceite, agua y una pizca de vinagre blanco que se caracteriza por presentarse en láminas muy delgadas y moldeables y que al freírse u hornearse adquiere una textura crujiente.

Su procedencia se sitúa en el Medio Oriente, en la gastronomía del Magreb, y se utiliza para elaborar postres tan conocidos como el baklava turco o la bougatsa griega. Si estos platos te suenan a chino, no te preocupes porque estamos convencidos de que la masa filo te resultará familiar en cuanto hablemos de los rollitos de primavera, saquitos, tartaletas o milhojas. ¿A que ya la habéis identificado? Y es que la masa filo admite una gran variedad de combinaciones, tanto es así que puede utilizarse en platos dulces y  salados.

La receta que compartimos con vosotros hoy es ideal para prepararla en una cena de amigos, en navidad u otro tipo de reunión especial, ya que su elaboración es bastante sencilla y la presentación muy vistosa. Aunque en esta receta nosotros le daremos a la pasta filo una forma de saquito y utilizaremos un relleno a base de gambas, crema de queso azul y puerros, tenemos que decir que existen muchas otras recetas con masa filo o pasta filo. Vosotros podéis moldear esta masa a vuestro gusto (bastones, triángulos, tartaletas, etc.) y utilizar el relleno que más os apetezca (morcilla, verduritas, rulo de cabra…). La imaginación no tiene límite 😉

¿Os apetece descubrir con nosotros cómo hacer saquitos de pasta filo de marisco?

Saquitos de pasta brick rellenos de gambas: ingredientes

Ya veréis lo fácil que es esta receta y que en 10 minutos tendréis unos saquitos rellenos de gambas deliciosos. Además, si los vais a tomar en una cena, podéis prepararlos esa misma mañana y darles un toque de calor en el horno antes de servirlos.

Para hacer nuestros saquitos rellenos de marisco, necesitaréis los siguientes ingredientes:

  • Masa filo (media lámina por saquito).
  • Crema de queso (en nuestro caso: roquefort o azul).
  • Gambas
  • Puerros
  • Aceite
  • Mantequilla
  • Cebollino (opcional)

saquitos de marisco

Receta de saquitos de pasta filo rellenos de gambas

  1. En primer lugar, limpiaremos bien el puerro y lo cortaremos en trocitos pequeños para posteriormente freírlos en aceite caliente en una sartén. Cuando el puerro haya adquirido un aspecto más transparente y blando, lo apartaremos en un papel absorbente para que quite el aceite sobrante.
  2. Por otro lado, coceremos las gambas en una cazuela (si las hemos comprado frescas) o simplemente las dejaremos descongelar, en caso de que las hayamos comprado ya cocidas y congeladas.

Cuando tengamos las gambas listas, procederemos a mezclarlas en otro bol junto a la crema de queso azul y el puerro frito y removeremos hasta que todos los ingredientes estén bien mezclados y tengamos una pasta en la que todos los elementos estén integrados.

  1. Dado que la masa filo se conserva en frío tendremos que sacarla unos 5 minutos antes de utilizarla para que gane temperatura y pueda moldearse con mayor facilidad. Como las láminas son bastante grandes, para hacer los saquitos bastará con que la cortemos a la mitad para hacer cada saquito. Es decir, de una lámina de pasta filo obtendremos dos saquitos.

Para hacer los saquitos cogeremos una cucharada grande de la mezcla de la crema de queso, las gambas y el puerro y la depositaremos en el centro de la lámina de la pasta filo. Cogeremos los extremos de la pasta filo y envolveremos el relleno de tal manera que quede forma de saco.

  1. Para atar los saquitos de pasta brick podremos utilizar una tira de cebollino, aunque en nuestro caso hemos utilizado la parte más verde del puerro para atar el saquito.
  2. Para que los saquitos de pasta filo adquieran un color dorado, antes de meterlos en el horno y con ayuda de una brocha los untaremos con una pizca de mantequilla derretida (simplemente será necesario que la calentemos en el microondas durante 15 segundos a baja intensidad).
  3. Por último, hornearemos los saquitos durante 5 minutos a 200 grados y ya los tendremos listos.

Os recomendamos que no saquéis de inmediato los saquitos de la bandeja del horno, ya que al estar aun caliente, la pasta filo puede abrirse y el interior se puede esparcir por fuera del saquito.

saquitos de pasta brick

¿Os han gustado estos saquitos de pasta brick rellenos de queso y gambas? Esperamos que utilicéis esta receta  navideña de saquitos de pasta filo rellenos de queso y gambas en vuestras próximas celebraciones y que la degustéis en casa junto con la mejor compañía. Un último consejo, si la acompañáis con un vino blanco semidulce, mejor que mejor 🙂

¡Bon appétit!