crema de langostinos facil

La crema de langostinos o crema de gambas es una receta sencilla, excelente para combatir los días de frío que aparecen en las temporadas de otoño e invierno. Como cualquier otra crema, la crema de langostinos reúne unas cualidades que hacen de ella un plato bastante exitoso, y es que tiene un sabor suave, ligero y muy agradable al paladar que se puede tomar tanto en las comidas como en las cenas.

Además, este plato se puede presentar los comensales en una gran multitud de formas: como comida principal en un plato hondo, como aperitivo en vasos de chupito o como entrante en cucharitas decoradas con langostinos o gambas.

Por si esto no fuera suficiente, la receta de crema de langostinos es una apuesta ideal para preparar especialmente en Navidades, ya que se trata de un plato bastante fácil de elaborar, se puede cocinar con antelación y se conserva perfectamente, pues se puede congelar o guardar en frío sin problemas. Tan solo hará falta sacarlo unos minutos antes de consumirlo y sabrá como el primer día 🙂

Si todavía no has encontrado un primer plato o aperitivo para estas navidades que te termine de convencer, hoy te contamos todos los trucos para conseguir una crema de gambas o langostinos sencilla que hará que todos tus invitados deseen repetir. Estamos convencidos de más de uno no se irá de tu casa sin haberte pedido antes la receta…

crema de gambas sencilla

¿Cómo hacer una crema de langostinos?

Uno de los trucos de la receta de la crema de langostinos es hacer esta crema a partir de las cabezas de estos langostinos, ya que es precisamente aquí donde reside la mayor parte del sabor de este producto. Por ello, es importante que cuando limpiemos los langostinos o las gambas (dependiendo del ingrediente que utilicemos) no tiremos los restos a la basura. Es decir, debemos conservar estas partes, con las que posteriormente haremos un caldo donde le sacaremos todo el jugo posible a estos cuerpos. Te aseguramos que este proceso dará un sabor más potente a tu plato.

Otro de los trucos para hacer una crema de langostinos fácil y deliciosa es comprar un langostino de calidad, preferiblemente crudo. Si utilizamos una gamba o langostino congelada carecerá de los sabores intensos por los que se caracteriza un producto fresco. No obstante, si no tenéis un langostino o gamba fresco, también podéis hacer la receta con producto congelado, aunque el sabor no será el mismo.

Ingredientes para la crema de langostinos fácil

Si queremos hacer una crema de langostinos por Navidad que todo el mundo recuerde, lo primordial de toda la receta es contar con unos ingredientes de calidad, tanto de su componente principal (el langostino o gamba) como del resto de ingredientes que utilizaremos para hacer el sofrito, ya que esto dotará de sabor a nuestro caldo. Por ello, para hacer una crema suave pero con sabor, necesitaremos contar con:

  • 700 gramos de langostinos o gambas frescas.
  • 1 cebolla o cebolleta.
  • 1 tomate madura.
  • 1 zanahoria.
  • 400 ml de caldo de pescado o de verduras.
  • 40 gramos de maicena.
  • 2 dientes de ajo picaditos.
  • 150 ml de brandy para flambear.
  • 200 ml de nata para cocinar.
  • Aceite de oliva.
  • Sal y pimienta.

receta de crema de langostinos

Si ya contáis con todos estos elementos, es hora ponerse manos a la obra con la receta de la crema de langostinos fácil. ¿Te apetece aprender a preparar este plato con nosotros? Te recordamos que aunque la navidad sea la excusa perfecta para aprender a hacerla, puedes cocinar esta crema en cualquier otro momento, estará de rechupete.

Receta de crema de langostinos

Si te preguntas cómo hacer una crema de langostinos, te diremos que su receta no tiene ningún misterio, sino que es mucho más fácil de lo que pueda parecer en un principio. De hecho, no hace falta que hayas profundizado en la cocina con anterioridad para hacer esta receta de crema de gambas para que te parezca fácil. Simplemente será suficiente con que sigas los pasos para tener un plato con mucho sabor, que podrás presentar en tu mesa con la cabeza bien alta:

  1. El primer paso de esta receta espelar las gambas o langostinos. Guardaremos las cabezas y el resto de su cáscara para posteriormente hacer el caldo.
  2. En una sartén con un poco de aceite de oliva virgen extra, saltearemos las gambas o langostinos ya pelados, y cuando adquieran un color rosado las retiraremos del fuego y los reservaremos.
  3. Cortaremos en trocitos el tomate, la cebolla, los dientes de ajo y la zanahoria. En la misma sartén que hemos utilizado antes (para mantener el sabor), haremos un sofrito de estos ingredientes junto a las cabezas y cáscaras de los langostinos. Salpimentaremos. Para sacar el sabor de las cabezas, las aplastaremos con una cuchara de madera hasta que hayan soltado todo su jugo.
  4. A continuación echaremos la maicena, que ayudará a espesar nuestra crema, y moveremos para que se tueste un poco.
  5. Cuando nuestro sofrito esté pochado, añadiremos el brandy y le prenderemos fuego con ayuda de una cerilla o mechero. El objetivo es flambear el sofrito hasta que el alcohol desaparezca. Cuando la llama se apague sola, moveremos durante un minuto.
  6. Tras este paso, añadiremos el caldo de pescado o verduras y dejaremos que todos los sabores se integren durante aproximadamente 10 minutos.
  7. Cuando el caldo tenga el sabor que buscamos será el momento de colarlo. Con ayuda de un chino, colaremos nuestra mezcla en otra cazuela. Es importante que mientras colamos el caldo en el chino sigamos presionando con la cuchara los ingredientes. De esta manera, obtendremos un caldo con más sabor.
  8. Volveremos a poner al fuego el caldo resultante ya colado y le añadiremos la nata para cocinar. Removeremos la mezcla durante otros 6 minutos.
  9. El último paso es incorporar los langostinos a la mezcla y triturar con ayuda de una batidora eléctrica. Trituraremos hasta obtener una crema.
  10. Echaremos la crema en un plato y decoraremos con algunas piezas de langostino o gamba que habremos reservado con anterioridad.

crema de langostinos facil

Para que la presentación de nuestra receta de crema de langostinos quede más curiosa, podremos añadirle unos trocitos de pan tostado u otro tipo de crujiente como la batata o la yuca. Estos ingredientes combinan a la perfección con esta crema.

Esperamos que esta crema de langostinos te haya parecido fácil y las ganas de cocinar este plato hayan despertado en tu interior. Estamos convencidos de que una vez que pruebes esta receta, no será la última vez que la cocines. Si buscas otras recetas para pescados y mariscos para estos días, puedes leer nuestra receta de mejillones en salsa picante.

Y tú, ¿tienes otra receta de crema que te guste preparar? Cuéntanos cuál es tu crema favorita en el hilo de comentarios de este artículo, nos encantará conocer tu receta y si tienes algún truquillo.

¡Bon appétit!